La lactancia materna tiene numerosos beneficios para la salud de la madre y el bebé y también muchos beneficios emocionales y psicológicos al reforzar el vínculo afectivo entre madre e hijo y favorecer el apego.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) aconseja que los bebés sean alimentados con lactancia materna exclusiva (LME) durante sus primeros 6 meses de vida, es decir que el único alimento que tomen los bebés desde el nacimiento hasta los 6 meses sea la leche materna, sin ningún otro alimento ni bebida (incluido el agua), ya que la leche materna contiene todos los nutrientes que necesita el bebé. Sin embargo, en España, solo un 28% de las madres logran mantener la lactancia exclusiva 6 meses.

Una investigación realizada por matronas de Atención Primaria de Tenerife, con la participación de la Universidad Autónoma de Madrid (UAM), el Centro de Investigación Biomédica en Red de Epidemiología y Salud Pública (CIBERESP) del Instituto de Salud Carlos II y el Joint Research Centre European Commission, ha identificado los factores que influyen en la lactancia materna exclusiva y hn concluido que el éxito o fracaso no depende solo de las propias madres, sino también de las circunstancias personales (factores individuales) y, sobre todo, del apoyo (o falta de apoyo) comunitario y laboral.

Factores que condicionan la lactancia materna exclusiva

1. Factores que condicionan la lactancia materna exclusiva a nivel individual, esto es de la propia mujer

1.1 Factores negativos a nivel individual que condicionan la lactancia materna exclusiva

Hay varios factores negativos a nivel individual de la mujer, que pueden influir:

  • La aparición de grietas y dolor en el pecho: el problema físico más común que sufren las madres recientes está relacionado con un agarre inadecuado del bebé al pecho de la madre, que a su vez provoca diferentes problemas que empiezan con la aparición de grietas que provocan dolor en el pezón, insuficiente estimulación de la mama y como resultado baja producción de leche, pérdida de peso del lactante y, finalmente, el fin de la lactancia materna exclusiva si no se resuelven los problemas.
  • El cansancio: algunas mujeres deciden abandonar la LME por la falta de descanso que implica y el sentimiento de dependencia que conlleva cuidar de un recién nacido, ya que en la mayoría de los casos, las mujeres soportan todo el peso del cuidado del bebé y las tareas domésticas, lo que acaba ocasionando una fatiga acumulada, que puede llevar a dejar la lactancia.
  • La vulnerabilidad psicológica de las mujeres en el posparto: en el posparto la mujer experimenta muchos cambios físicos y hormonales, que a su vez provocan cambios psicológicos y emocionales que hacen que esté vulnerable e insegura, lo que también puede influir en la lactancia.
  • La falta de motivación: si la embarazada no tiene claro que quiere dar el pecho a su bebé antes de que nazca o no está bien informadas hay más riesgo de que deje de dar el pecho en cuanto surjan dificultades.
  • La falta de confianza en una misma: muchas mujeres se plantean si tendrán suficiente leche, por culpa los múltiples mitos que rodean a la lactancia materna.
  • Poder delegar la alimentación del bebé: Algunas mujeres abandonan la LME porque consideran que el biberón les permite  delegar el cuidado del bebé y  llevar una vida social plena.
  • Las experiencias negativas cercanas: las matronas han visto que las mujeres con experiencias previas negativas en LM, ya sean propias o de otras mujeres cercanas, como sus hermanas, amigas, etc., hacen que decidan optar por el biberón ya desde el embarazo.

1.2 Factores positivos a nivel individual que condicionan la lactancia materna exclusiva:

Hay varios factores positivos a nivel individual de la mujer, que pueden influir:

  • La predisposición y la motivación materna, pues ayudan a superar las posibles dificultades que puedan surgir y finalmente hacerlo exitoso.
  • Ver la lactancia como una experiencia de vinculación satisfactoria ya que las hormonas que se segregan al dar el pecho favorecen el vínculo entre madre e hijo.
  • Las experiencias positivas previas: las mujeres que ya han sido madres y han vivido una experiencia positiva con la lactancia tienen más confianza en sí mismas y más recursos  para solucionar los posibles problemas que pueden aparecer.
  • Tener información sobre la lactancia: es importante que las mujeres se informen para aumentar  así su autoconfianza.
  • El nivel socioeconómico y cultural, pues las matronas perciben que las mujeres con un nivel socioeconómico y cultural más alto tienen tasas más altas de lactancia materna exclusiva porque tienen tienen más acceso a la información, están mejor informadas.

2. Factores a nivel comunitario que condicionan la lactancia materna exclusiva

2.1 Factores negativos a nivel comunitario que condicionan la lactancia materna exclusiva

  • La falta de apoyo de la pareja.
  • La falta de apoyo de la familia extendida: la experiencia en la crianza de los hijos respalda a las madres de las madres / suegras las madres de las madres / suegras, quienes recomiendan alimentar al bebé con biberón como hicieron con sus propios hijos, basándose en su experiencia frente a la inexperiencia de la nueva madre.

2.2 Factores positivos a nivel comunitario que condicionan la lactancia materna exclusiva

  • El apoyo de la pareja, clave para apoyar a la mujer en el posparto. La distribución de las tareas domésticas y de crianza ayuda a las mujeres a amamantar.
  • El apoyo de las abuelas, que son un referente en la lactancia materna exclusiva para las mujeres y la segunda figura de apoyo más importante después de la pareja.
  • La colaboración de la familia extensa en as tareas domésticas, que permite que la madre pueda dedicar más tiempo al bebé y a la lactancia materna exclusiva.
  • La presencia cercana de mujeres lactantes, porque la madre reciente se siente apoyada.

3. Factores a nivel relacional que condicionan la lactancia materna exclusiva

3.1 Factores negativos a nivel relacional que condicionan la lactancia materna exclusiva

  • La falta de apoyo del entorno
  • Los comentarios negativos sobre la lactancia materna y la forma de criar a los hijos, ya que pueden generar ansiedad en las madres.
  • El deseo de mantener la misma vida social: algunas mujeres quieren seguir llevando la misma vida social que antes, como salir con amigos o familiares, hacer viajes, etc., y esto puede ser complicado si se mantiene la lactancia materna exclusiva.
  • La desigualdad de género.
  • La cultura en favor del biberón, aunque hace tiempo que se sabe que la leche materna es el alimento ideal para el bebé todavía existen mitos y creencias en torno a la alimentación de los bebés que llevan a abandonar la lactancia materna y elegir la alimentación artificial.
  • La actual construcción social de la maternidad, por la soledad que acompaña muchas veces a la maternidad, provoca que muchas mujeres se sienten solas al atender las necesidades de un recién nacido las 24 horas del día. A esto se suma la idealización que hay a veces de la maternidad y también la pérdida de sentido de tribu.

3.2 Factores positivos a nivel relacional que condicionan la lactancia materna exclusiva

  • Un entorno protector de la lactancia
  • Los grupos de lactancia y las redes de madres a resolver  los problemas de la lactancia y las dudas que pueden surgir.
  • Las culturas favorables a la lactancia materna facilitan la lactancia materna exclusiva. Por ejemplo, las africanas tienen muy pocos problemas de lactancia porque la ven en sus hermanas o viven en comunidad y se ayudan entre sí.
  • Vivir en una zona rural, pues normalmente se reside más cerca de la familia extendida y hay un entorno más acogedor donde la la lactancia materna exclusiva es la forma habitual de alimentar a los niños.

4. Factores a nivel laboral que condicionan la lactancia materna exclusiva

La incorporación temprana al trabajo (el permiso por nacimiento de hijo solo dura 16 semanas y aunque se sume el permiso de lactancia no se superan los 5 meses del bebé), la falta de apoyo en el trabajo para conciliar la vida familiar y laboral y la falta de apoyo para sacarse la leche durante la jornada laboral, impiden mantener la lactancia exclusiva.

En el ámbito laboral no se han encontrado factores que faciliten la lactancia materna exclusiva.

Los resultados del estudio titulado “Barreras y facilitadores para la lactancia materna exclusiva en el ámbito biopsicosocial de la mujer según las matronas de Atención Primaria en Tenerife”, que se han publicado en el International Journal of Environmental Research and Public Health, se han extraído de 20 entrevistas a matronas de Atención Primaria que prestan sus servicios en los 39 centros de salud distribuidos por las áreas metropolitana, norte y sur de Tenerife (Islas Canarias).

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

¿Quieres recibir las últimas noticias por mail? Pincha aquí

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre Protección de Datos para los comentarios:

  • Responsable: Marta Rubio del Castillo. Más info
    Correo electrónico: info@mujerymadrehoy.com
  • Finalidad: Moderación de comentarios para evitar el spam y gestión de suscripciones al blog. No usaré el mail para ningún tipo de fines comerciales ni publicitarios.
  • Legitimación: Consentimiento del interesado.

  • Derechos: A acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos detallados en la información adicional.
  • Información adicional: Disponible la información adicional y detallada sobre la Protección de Datos Personales de mi web en política de privacidad
Comparte si te gusta
Publicidad